La inflación alcanza un 138% anual, con impacto en alimentos y bebidas

Impacto de la inflación en alimentos y bebidas

Hoy se conoció que la inflación de septiembre fue de 12,7% según Indec, alcanzando de esta manera la cifra de 138% anual. Uno de los rubros que más impacto inflacionario tuvo fue una vez más el de indumentaria y calzado, con un 15,7%. Aunque la cifra más preocupante tiene que ver con la de alimentos y bebidas, teniendo en cuenta que se trata de productos de primera necesidad.

Los alimentos y las bebidas fueron de todos los rubros, el que tuvo “la división con mayor incidencia en todas las regiones”. Eso significa que tuvieron un impacto parejo en los precios en todo el país. Dentro de esta categoría, se destacan los aumentos de la carne, el pan, los cereales y las frutas. El aumento en alimentos y bebidas perjudica sobre todo a los sectores más vulnerables, que priorizan comprar estos productos básicos en su planificación mensual.

De estos precios salen los datos que terminan formando el costo de la canasta básica alimentaria, lo que a su vez, establece los parámetros de pobreza e indigencia. Durante el primer semestre del año, el 40,1% de los argentinos era pobre. Para esta segunda parte, hay consultoras privadas que ya anticipan un número bastante más alto por los números inflacionarios de los últimos meses.

La banana fue el alimento que más aumentó. Teniendo en cuenta que el 80% de la banana que se consume en Argentina es importada de Ecuador y Brasil, entre agosto y septiembre el kilo pasó de valer $575 a $841. En segundo lugar, se ubica el arroz, que subió un 26,4%. El podio lo completa la manteca, que se incrementó en un 23,6%.

Después, se ubican la sal fina (con un 21,2% de incremento), los huevos (18,7%), el pollo (18,2%), el salchichón (17,9%), la naranja (17,8%), salame (17,6%) y el cuadril (17,6%).

ETIQUETAS ,
Compartir este artículo